Ipone

¿Cómo purgar y cambiar el líquido de frenos?

El líquido de frenos es un producto importante para el buen funcionamiento del frenado de tu moto. Con el paso del tiempo, la eficacia del líquido disminuye, el frenado se vuelve difícil y menos preciso, lo que a veces resulta peligroso.

Dificultad : ⭐⭐⭐⭐
Tiempo medio : 45 min ⏳

4 BUENAS RAZONES PARA PURGAR SUS FRENOS

Para un frenado más eficaz

Para un frenado más preciso

Para preservar tu sistema de frenos

Para tu seguridad

¿Cuándo?

La calidad y la eficacia del líquido disminuyen con el tiempo sin importar cuántos kilómetros se realicen, por ello se recomienda purgar el líquido de frenos cada año. También puedes sentirlo, si el frenado se hace más difícil, si sientes golpes, o si la palanca o el pedal de freno son esponjosos, entonces es la hora de reemplazar el líquido de freno.

Material necesario

Esto es lo que necesitas:

Lista de productos IPONE:

  • Líquido de frenos
    Brake Dot 4 o Brake Dot 5.1 según las recomendaciones del fabricante para tu moto y el X-Trem Brake Fluid para motos de competición.
  • La alfombra ecológica
    Para proteger todos los suelos de las manchas del líquido.
  • Brake Cleaner
    Desengrasa los frenos y todas las piezas mecánicas.

Otros accesorios necesarios:

  • Un kit para purgar frenos
  • Paños para proteger tu moto
  • Una caja de herramientas con un destornillador de cruz y una llave mixta
  • Un par de guantes quirúrgicos

1. Nos instalamos

Se comienza por colocar la moto derecha, sobre un caballete para moto.

A continuación, se ponen paños sobre los carenados y debajo del colector de líquido de freno para proteger correctamente la moto del producto corrosivo.

2. Se vacía el líquido viejo

Se abre el frasco del cilindro maestro con un destornillador adaptado para no dañar los tornillos.

Luego, será necesario retirar la tapa y la junta. Se comprueba el estado de la junta y se limpia con un paño.

En el lado estribo del freno, se retira la tapa de goma que protege al tornillo de purga.

Luego se coloca la llave plana, del lado del ojo, sobre el tornillo de purga. A continuación, se conecta el conjunto de la manguera transparente (kit de purga) a un compresor y se coloca la manguera sobre el tornillo para vaciar el frasco y el circuito.

Se afloja ligeramente el tornillo de purga y luego se acciona el purgador que hace todo el trabajo por ti. ¿No es hermoso esto?

Una vez que el frasco esté vacío, hay que limpiarlo con un paño limpio.

3. Se añade el nuevo líquido de frenos

Luego, llenar el frasco con líquido de frenos nuevo.

Consejo

Durante la purga, el líquido presente en el frasco desciende, así que asegúrate de comprobar regularmente el nivel de líquido y de agregar más líquido de vez en cuando. Si el nivel en el frasco es demasiado bajo y el sistema de frenos ha aspirado aire, habrá que empezar a purgar de nuevo, desde el principio.

Se aspira otra vez hasta ver el líquido nuevo en la manguera a nivel del tornillo de purga. A continuación, se acciona por última vez la aspiración, apretando el tornillo de purga.

Posteriormente se realiza una purga manual. Se pisa el pedal del freno (o la palanca del freno trasero si se trata del freno delantero) unas diez veces. Se mantiene la presión sobre el pedal del freno (o sobre la palanca) mientras se afloja lentamente el tornillo de purga con la llave plana sin soltar nunca la presión sobre el pedal o la palanca.

Es importante apretar el tornillo antes de soltar la palanca para evitar que el sistema aspire el aire.

Por último, se llena el frasco de líquido de freno hasta el nivel indicado y se cierra.

Se controla que el tornillo de purga esté apretado correctamente, luego se retira la manguera y se vuelve a colocar la tapa de goma.

¡A continuación se pasa al freno delantero (o trasero si has empezado por delante)!

En la moto inmóvil se controla la sensación que ofrece la palanca (o el pedal de freno): debe estar firme.

Por último, se limpian los frenos con Brake Cleaner.

Lo esencial en vídeo

Para ampliar la experiencia, te sugerimos que veas nuestro tutorial en vídeo sobre el mismo tema.

Después de cualquier intervención en tu moto, te recomendamos que hagas unos cuantos km a velocidad de crucero, lo que te permitirá comprobar que todo está en su sitio y que la operación se ha realizado correctamente.

¡Buen viaje!

La #iponefamily

-10% DE DESCUENTO

SI TE SUSCRIBES AL NEWSLETTER